Drenaje linfático + presoterapia

El drenaje linfático es un masaje que se realiza manualmente aplicando movimientos muy suaves que restablecen el sistema circulatorio ya que favorece la circulación de la linfa, mejorando así edemas, inflamaciones y retenciones de líquidos orgánicos.  El sistema linfático colabora estrechamente con el sistema inmunológico, por lo que el drenaje linfático manual mejora de manera general el estado de salud y ejerce un papel muy beneficioso en el sistema nervioso.

La presoterapia consiste en aplicar determinadas presiones de aire sobre diferentes partes del cuerpo, ejerciendo “compresión-relajación” alternados, lo que actúa eficazmente en nuestro sistema linfático. Esta técnica promueve además la recuperación de la elasticidad cutánea y aumenta el aporte de oxígeno a los tejidos, facilitando la regeneración tisular.